Menú

Hipatia participa en la construcción de un Centro Sociocomunitario

¿Cómo vincular contenidos curriculares con un servicio a la comunidad?, ¿cómo contribuir a crear tejido social desde el cole?, ¿cómo luchar contra el estigma a través de un proyecto colectivo?. Este curso hemos participado en un proyecto muy especial: La construcción de un Centro Sociocomunitario en el Sector V de Cañada Real. Y lo hemos hecho de la mano de un colectivo que nos ha ayudado y acompañado en todo el proceso: Recetas Urbanas.

Más de 600 alumnos y alumnas (de 3º y 4º de primaria, 3º y 4º de ESO, 1º y 2º de FPB, 1º y 2º de Bachillerato) y algunas familias, hemos construido una estructura de madera para conformar un espacio de 60 m2 (incluyendo muros estructurales, forjados y cubierta) que funcionará como sala polivalente del Centro Sociocomunitario.

Además, para la realización de este “servicio comunitario”, hemos vinculado los contenidos curriculares de las materias de Matemáticas, Dibujo Técnico y Plástica, desarrollando de esta manera un proyecto de Aprendizaje-Servicio.

La construcción se llevó a cabo en el colegio con el acompañamiento de personas expertas, a través de talleres formativos en los que se explicó a los participantes el sistema constructivo empleado, el uso correcto de equipos y herramientas y las técnicas preventivas para el trabajo con el material.

A través de esta experiencia hemos construido al mismo tiempo el espacio físico (la sala polivalente) y el espacio social (la convivencia y la creación de sinergias y espacios de encuentro entre agentes próximos a la Cañada y agentes externos), con el objetivo de fomentar la inclusión y la eliminación del estigma al que está sometido este sector de la población.

Tras los talleres realizados en el colegio, fuimos a visitar el resultado final. 50 Alumnas y alumnos, representando a todos los grupos que participaron, visitamos un Centro Sociocomunitario que no nos pudo impresionar más. Una cocina comunitaria, una biblioteca, un espacio para talleres, oficinas y… ¡una gran sala polivalente!. Todo realizado a través de autoconstrucción por parte de presos de Soto del Real, de colectivos de mujeres, de una escuela de diseño, de vecinas y vecinos del barrio y del alumnado de Hipatia. Cientos de manos que ayudaron a conformar un espacio físico único y original, y un espacio social desde donde construir otra manera de relacionarnos. Un espacio que cuida la sostenibilidad ambiental a través de sus paneles solares, de su reciclaje de aguas, de la reutilización de materiales para su construcción. Un proyecto que sabe que la creación de tejido comunitario se crea cuando personas diversas se implican en un proyecto común, que será de uso colectivo.

Un ejemplo de cómo aprendizaje y servicio comunitario pueden ir de la mano. Un proyecto que habla de comunidad, de inclusión, de construcción colectiva, de cooperación, de creatividad, de sostenibilidad. Toda una experiencia con mirada ecosocial.

Gracias al colectivo Recetas Urbanas por hacerlo posible.

 

 

     

 

Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies. Puede consultar nuestra política en el botón "más información"
Más información Aceptar